Denuncian al custodio del cura Oberlin por “gatillo fácil” ante la Justicia

Nacionales 27/12/2016 Por
En el día de hoy los familiares de la victima se presentaron en Tribunales II. La familia del niño muerto en un presunto intento de asalto, asegura que el policía disparó cuando Lucas huía del lugar. La madre pidió ser querellante en la causa.
multimedia.normal.bb0d58f9ed54a6b5.43757261204f6265726c696e5f6e6f726d616c2e6a7067

En el marco de la causa que investiga la muerte de un niño de 13 años tras un supuesto intento de asalto al cura Mariano Oberlin, la madre de la víctima solicitó constituirse como querellante.

En tanto, junto a su abogado Carlos Orzaocoa, denunciaron al custodio del cura por un presunto caso de “gatillo fácil”.

“Nosotros tenemos la certeza que el hecho que desencadeno el fallecimiento de Lucas se produjo por dos disparos que se hicieron sólo por parte de un sargento almirante experto en tiro al blanco, se hicieron contra un blanco móvil que huida en dirección contraria al policía, el lugar era descampado, la visibilidad era plena”, señaló el abogado de la familia en diálogo con Radio Mitre.

“Eran las 18,30 y este policía tuvo la oportunidad de ponerse en posición de tiro, apuntar y disparar dos balas, una que ingresó en la parte posterior de la nuca y salió por ojo derecho, la segunda ingresó por la parte superior de la espalda, casi en el cuello”, agregó.

Orzaocoa puso especial énfasis en que el niño a esa altura de los acontecimientos ya no significaba ningún peligro para sus supuestas víctimas. “Que quede claro, los disparos fueron hacia el chico que en ese momento no significaba ningún peligro, no hubo enfrentamiento ni riesgo para el policía, ni para el padre Mariano Oberlin ni a un tercero”, señaló.

Investigan si plantaron el arma

El abogado ratificó si idea acerca de que el policía “tuvo intencionalidad de hacer este disparo y provocar la muerte de Lucas de sólo 13 años”.

Además investigan si plantaron el arma que fue encontrada en el lugar del crimen, junto al niño.

“Se está investigando si Lucas tenía un arma, nosotros no decimos ni que sí ni que no, porque en estas oportunidades la policía suele plantar armas, nos llama la atención las fotos en las que se puede ver tanto el arma como la bordeadora estaban en la mano izquierda. Lucas no era zurdo, y cuestionamos cómo una persona que huye iba con todo en la misma mano, cuando el era diestro”.

“Tenemos la certeza de que se trató de un caso de gatillo fácil, hemos estado en el escenario, hemos hablado con testigos que han estado en proximidades y lo que  vamos a decir en este tribunal fiscal que se produjeron solo dos titos y estos fueron letales”, señaló el abogado.

Fuente La Nueva Mañana