Lucía Castellano: “Es un escándalo ambiental en toda la provincia”

Los incendios recientemente ocurridos en Candonga, son el disparador hacia el planteamiento de las explotaciones económicas sobre zonas delimitadas como rojas por la Ley provincial.

Desde la Asamblea Vecinos del Chavascate, hace algunos años vienen realizando denuncias penales, relacionadas al desarrollo inmobiliario y canteras, entre otras problemáticas que afectan al bosque nativo, según determinaron.

Lucía Castellano, miembro de la Asamblea e integrante de la Asamblea Por el Monte, dialogó en Anexados y explicó lo que sucede en la zona norte de Sierras Chicas.

“El incendio se genera en el predio de la empresa, en pleno barrio cerrado que Ticupil S.A quiere desarrollar de manera completamente ilegal el Candonga”, comenzó la vecina.

Sin embargo, no solo se trata según indicó del desarrollo de un barrio: “Esa línea, desde Ticupil hasta el Camino del Cuadrado, es una pretensión de la empresa de abrir una vía de acceso a su country, atravesando todo el monte nativo hasta Candonga”, agregó, algo que según señaló fue denegado por el área de Vialidad provincial.

“Desde el año 2019 hay una orden de suspender todas las obras en Candonga (…) y sabemos que siguen trabajando, tenemos fotos”.

Ante esto, advirtió que son hechos que ocurren a lo largo de la provincia de Córdoba: “detrás de cada incendio aparece una autovía, un barrio o algún emprendimiento. Da toda la sensación que estos incendios no son accidentales, están cuidadosamente diseñados”.

“Es un escándalo ambiental en toda la provincia”. En este marco, Lucía remarcó que hay “tanta impunidad que uno no sabe cómo manejarse”.

Además, determinó que “Los municipios ni siquiera declaran que existimos” como asambleas ambientales y remarcó los emprendimientos canteriles y el hostigamiento a la comunidad originaria.

Escuchá la nota: Entrevista a Lucía Castellano

WhatsApp Image 2021-08-15 at 21.20.50

Comunicado oficial

CANDONGA. Un fuego que abre caminos.
El viernes 13 de agosto se inició un incendio forestal devastador en Candonga, en el predio donde Ticupil S.A. desarrolla  un emprendimiento inmobiliario ILEGAL, en ZONA ROJA de bosque nativo, en la cabecera de la cuenca del Río Chavascate.

El despliegue esa tarde fue impresionante: decenas de efectivos de los flamantes ETAC de la Provincia entraron en escena, bomberos voluntarios de unas 10 localidades, dos aviones, un helicóptero. Así el fuego no afectó ni una de las mansiones, pero avanzó sobre las sierras. Intervinieron brigadistas de Chavascate, Kamchira y Colibrí. Recién de madrugada el incendio se declaró controlado. Los ETAC asumieron la guardia de cenizas. Llamativamente el fuego se reanimó en la tarde del sábado y continuó devastando el monte con certero rumbo hacia La Estancita, como siguiendo la traza de la ruta que desde 2013 la empresa pretende abrir para comunicar el country con el camino de El Cuadrado (la Dirección Provincial de Vialidad ya rechazó ese proyecto).

Desde 2013 la Asamblea Vecinos del Chavascate viene sosteniendo denuncias penales y amparos para detener un proyecto inmobiliario que viola toda la normativa ambiental vigente. Desde abril de 2019 existe un fallo judicial que ordena SUSPENDER TODAS LAS OBRAS EN CANDONGA, pero nada se detuvo. El loteo avanza con total impunidad. Las obras continuan. El marketing no cesa. Es evidente que un poder mayor y corrupto vela por los intereses de estos privilegiados.
Se sabe que bajo el modelo de desarrollo que hegemoniza Córdoba el fuego equivale a negociados. Pero no se ilusionen señores socios, clientes y cómplices de Ticupil: EN CANDONGA NO HABRÁ AUTOVÍA. 
Aunque profanen las nacientes del río del que dependen nuestros pueblos, este incendio no allanará el camino para que puedan ir y venir entre sus ocupaciones y sus mansiones con mayor confort y velocidad. Aunque esten violando una zona roja, aunque desoigan los fallos judiciales, aunque persistan en doblegar al monte y la vida bajo el peso de sus billeteras, en las Sierras Chicas de Córdoba hay comunidades despiertas y organizándose para defender el territorio y que el respeto de los bienes comunes prevalezca frente al capricho e interés económico de los ganadores del modelo y su voracidad. 
El incendio provocado el domingo 15 de agosto cerca de las 11hs en el vado de San Francisco, bajo el camino que une Cerro Azul con Candonga, reafirma una insistencia perversa en la metodología de este poder pirómano.
YA BASTA. EXIGIMOS EL ALTO EL FUEGO. NOS DECLARAMOS EN ESTADO DE ALERTA Y CONVOCAMOS A LAS COMUNIDADES DE SIERRAS CHICAS A ACOMPAÑAR LAS PRÓXIMAS ACCIONES EN DEFENSA DEL MONTE Y LA VIDA

Asamblea por el Monte
Sierras Chicas Norte

Te puede interesar